???GENOCIDIO INOCENTE ???


Todo tiene un precio, aunque serma interesante hacernos esta pregunta ?se puede comprar absolutamente todo?

Es muy digno decir que no, e incluso hasta puede que nos quede bien, aunque eso no sea sino un absurdo de la realidad mas conocida. No hay nada que no se pueda vender ni comprar, y menos azn en los tiempos que nos corren donde el consumo nos absorbe sin percatarnos de ello.

Si una persona, que ha matado, torturado, violado, vejado, humillado y desolado a un pams, a sus habitantes y a sus leyes mas humanitarias, va a quedar en la mas absoluta impunidad, corrobora, que "TODO" es comprable, certifica que lo que corrompe al alma humana no es sino, su iniquidad e inestabilidad espiritual ante el dolor de los demas. "Pinochet" no es el nombre de una persona, sino el de un monstruo, que ahora ya mayor, se ve ceqido por su siquito protector, no menos monstruosos que il, no se trata de castigar a un ser anciano vencido ya por la edad, se trata de una cosa que ya no existe en la actualidad, hablo de la "Justicia", un srgano creado para la defensa de la verdad, que se ha convertido en un arma mas, manipulada por aquel que tiene poder y utilizada contra los mas indefensos para asm poder justificar sus acciones de honestidad.

Tal vez, y no hemos meditado en ello segzn parece, estemos extralimitando nuestros conceptos de equidad al tratar determinados asuntos, pues aqum no nos referimos al robo de una pata de jamsn, ni a un atraco a mano armada, ni siquiera a un asesinato, pues su acusacisn no se acerca a tan escasas fechormas, estamos hablando de genocidio, de mas de cuatro mil personas desaparecidas, - entre ellas espaqoles -, de un rigimen golpista que toms por la fuerza el poder, traicionando a su presidente (Salvador Allende) asesinado el mismo dma del golpe militar en el palacio de la moneda, y a su comandante en jefe (Prats) que serma igualmente asesinado por su conocida mano polmtica DINA, la cual estuvo claramente implicada en el atentado, siendo todo estas traiciones confesadas por el mismo Pinochet un aqo despuis del golpe.

Es humillante para todo el que tenga un poco de conciencia, pensar que dicho personaje quede totalmente incslume despuis de haber cometido semejantes barbaries, que ahora salen a la luz mas completa, con hechos demostrables, documentos y testimonios sin fin.

La mentira y la fuerza fueron siempre su estandarte, y con tales premisas no se puede esperar mas que desastres y penurias, todo lo que se toma a travis del asesinato, la fuerza bruta, la deslealtad y la malicia, huele, porque esta podrido antes de que haga su aparicisn, la libertad es el don mas preciado que el ser humano posee, y todo aquel que trata de limitarla, no tiene derecho a la vida y menos azn a una vida digna, como la que pretende semejante engendro.

Dicen que no hay nada oculto que no haya de ser manifestado, tarde o temprano todo sale a relucir nos guste o no, sin embargo, es cruelmente cmnico una vez hallada la verdad de unos hechos tan escabrosos, intentar disimularla, justificarla y encubrirla.

Miles de familiares, han vivido parte de sus vidas, sin sus hijos, hermanos, maridos, amigos, etc... y la venganza, que es un plato que se sirve frmo no se los va a devolver, pero sm que acrecentarma su dolor e indignacisn, ver como el prsximo marzo,- fecha en la cual el general colgara su uniforme militar -, se proclamara senador para el resto de sus dmas con todos los honores. La verdad es que sin duda, esa muchedumbre que aclama pidiendo que se les devuelva a su general, seguramente que no han perdido ningzn ser querido en la dictadura, pero deberman darse cuenta que los que sm han perdido, que los que han sido muertos y torturados hasta la saciedad por no querer someterse ante una imposicisn en la que no creman, eran personas, seres humanos con sus propios derechos e ideales tan dignos como otros, y que sslo por eso, no merecman perder LA VIDA, deberman recapacitar que, estando de su lado significa estar al lado del asesinato inocente, y iste, no es un gremio muy respetable al que cualquier persona mmnimamente sensible desearma pertenecer.

 

"QUIEN NO CASTIGA EL MAL ORDENA QUE SE HAGA"

(Leonardo Da Vinci)


volver al INDICE GENERAL DE CICI